Escrito por Jesus Dugarte en




Eliminame, bloqueame; igual quedo y vivo en tú mente.

0 comentarios: