Escrito por Jesus Dugarte en




El truco está en no prometer, sino en sorprender.

0 comentarios: